close

Las incubadoras de negocios son modelos económicos diseñados para dar soporte y asesoría a ideas emprendedoras e innovadoras, de igual forma pueden ser una opción atractiva para aquellos empresarios que ya poseen una compañía funcional y buscan perfeccionar o redefinir su modelo de negocio en busca de mejorar sus procesos o tener un mayor alcance en el mercado en el cual compiten.

Algunos expertos definen las incubadoras de negocios como plataformas temporales de lanzamientos que tienen como expectativa que los participantes eventualmente se gradúen , sin embargo se ha observado que no todos los graduandos son exitosos y, desafortunadamente, algunos deciden que su idea o negocio no es viable y terminan dejando de lado su emprendimiento.

Tipos de incubadoras

Las incubadoras han sido separadas en diferentes tipos y a continuación nombraremos las más resaltantes:

  • Tradicionales: estas están centradas en dar su apoyo a diferentes servicios y áreas de comercio a algunas empresas ya existentes como farmacias, tiendas de comida, papelerías, empresas que fabrican ropa. Los proyectos que apoyan este tipo de incubadora no requieren de infraestructura tecnológica para su implementación y sus procesos cortos les permiten un crecimiento más rápido.Generalmente la incubadoras tradicionales no brindan ningún apoyo financiero, por el contrario se caracterizan por brindar las herramientas necesarias para iniciar la empresa o negocio presentada por el emprendedor, una vez establecidos todos los procesos pueden ayudar al emprendedor a conseguir el capital de riesgo y capacitarlos para que continúen con la incipiente empresa o negocio fuera de la incubadora.
  • De tecnología intermedia: en este tipo de incubadora generalmente se incorporan elementos de innovación y suelen estar vinculadas a centros de investigación, grandes empresas e institutos, adicionalmente desarrollan sistemas de software para el control de inventarios y servicios.
  • De alta tecnología: en este caso se puede observar que las incubadoras operan de manera más especializada ya que no solo desarrollan el software sino que además hacen uso de tecnología de información y comunicación lo cual conlleva a un mayor tiempo de incubación y una mayor estructura física.
  • Agro negocios y Ecoturismo: este tipo de incubadoras están enfocadas en las organizaciones de aquellos jóvenes inspirados en el sector rural que estén en la búsqueda de oportunidades sustentables para desarrollarse y hacer crecer la comunidad a la cual pertenecen de forma económica y social.

Etapas de la incubación

  • Pre-incubación: durante esta etapa el emprendedor recibe orientación y asesoría para el desarrollo de la empresa.
  • Incubación: en esta etapa se revisa y se da seguimiento a la implementación, operación y desarrollo de la empresa.
  • Post-incubación: etapa que le sigue a la incubación durante el cual se le hace seguimiento al negocio con el fin de mejorarlo continuamente.

Los emprendedores deben saber que para formar parte de una incubadora es necesario agendar una cita con el representante que evaluara el proyecto, es importante tener en cuenta que deberán exponer de manera clara los objetivos y metas del emprendimiento que desean llevar a cabo así como suministrarle la mayor cantidad de información posible para aumentar las probabilidades de que su proyecto sea escogido.

Tags : EmprendedoresEmprendimientofinanciamientoincubaciónIncubadoraincubadora de negociosInversión